03 mayo 2012

Tomar en serio a los niños

Cada vez que Sara llora o se pone triste o se frustra, siento su desconsuelo y enojo como mío. Es como si me pasara a mi, lo vivo en 1era persona desde el fondo de mi alma y mi corazón. Me es imposible ignorarla, o dejarlo pasar sin ponerle importancia. Se que para ella TODO es importante. Siento una necesidad imperiosa por abrazarla, consolarla y socorrerla. Por hablarle y explicarle lo que pasa, lo que siente, tratando de que ella entienda y comience a nombrar las emociones que siente. 

Para muchos la tengo muy consentida y le presto demasiada atención. "Contigo llora por todo", "ella sabe a quien se la monta", me dicen. Y yo no termino de entender el sentido de esas palabras. No sé porque los niños no son tomados en serio por los adultos. Por que, por el simple hecho de que son niños, lo que expresan y sienten tiene automáticamente menos valor o nada de importancia. 

Feliz y entaconada!!! on TwitpicNo lo entiendo, no lo comparto y nunca lo compartiré. Para mi no hay nada más relevante que lo que le pasa a mi hija, y mucho más si tiene que ver con sus sentimientos, con sus sensaciones internas, con su autoestima y su auto-confianza. Cada expresión que revela lo que pasa en su mente y corazón es un inmenso tesoro, que requiere de toda la atención que yo le pueda prestar. Así nos conectamos, fortalecemos nuestro vínculo, nos conocemos, nos reconocemos y nos amamos.

Siento que ella llora conmigo y se expresa sin reparo porque siente la confianza de hacerlo, porque sabe que será atendida con esmero, que sus sonrisas, su llanto, sus peticiones, son tan importantes para mi como para ella. Sabe que conmigo nada de lo que diga o sienta será echado en saco roto. Que la escucharé, la reconfortare, le daré una explicación a lo que le cuesta entender, que estaré simple allí cuando ella me necesite. Siento que desde ya me tiene sincera y verdadera confianza.

Por eso, sin importar lo que le pase, trato de ponerle atención, de mirarla a los ojos, de hacer lo posible por entender sus balbuceos, sus quejas, sus sonrisas y abrazos. A veces reconozco que me hace falta paciencia. Pero, luego trato de recapitular y volver comenzar. Por que mi hija de 21 meses merece mi esfuerzo, merece respeto, merece que la miren, la escuchen y la tomen en cuenta. Sara y todos los niños merece ser tomados en serio.

Y tu, estás de acuerdo? o ¿crees que los niños y sus cosas carecen de importancia?


¿Te gusta "La mamá de Sara"?
Inscribe acá tu mail para recibir notificaciones de mis entradas y mi boletín de noticias.
Delivered by FeedBurner

16 comentarios:

  1. Por supuesto que estoy de acuerdo contigo.
    Parece que los niños son ciudadanos de segunda, como son pequeños... Se merecen la misma atención que los adultos, y diría que más, puesto que a su edad requieren mucha atención.
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De acuerdo, precisamente porque son pequeños necesita mucha más atención. Un abrazo!

      Eliminar
  2. Claro que sí! merecen todo nuestro respeto y atención, sólo que nosotros los adultos, a veces nos cegamos o hacemos oídos sordos a estas personitas que nos fueron prestadas, terminamos haciendo exactamente lo contrario a lo que nuestro corazón nos dicta.
    Excelente reflexión ZAry, como siempre, mil gracias!

    ResponderEliminar
  3. De acuerdísimo. Y también estoy de acuerdo conque saben "a quien se la montan", pues claro... yo tampoco voy a llorar mis penas con cualquiera, también se con quién puedo acudir. Pueden estar jugando felices de la vida sin su mamá, y en cuanto llega, hacer un berrinche, que hace pensar "es que la mamá lo tiene consentido, lo malcría", pero no! es un sentimiento que estaba guardando y que lo quiere compartir con su mamá (que para eso es suya), o es simplemente un "onde estabas, mamáaaa?"... aunque igual comparto contigo que a veces la paciencia se me agota! y con más frecuencia de la que me gustaría reconocer :-S

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, es que nosotros somos su principal referente y necesitan desahogarse con la persona que aman, la persona de confianza, la persona con la que tienen el vínculo más cercano. Y si, llegar cansadas de trabaje y que nuestros hijos nos reclamen con ahínco es cansado y difícil de manejar ... pero nos toca respirar profundo y llenarnos de paciencia, ese tiempo es de nuestros hijos y nuestro, y a pesar del cansancio debemos atenderlos con consideración y cariño. Un abrazo.

      Eliminar
  4. Totalmente de acuerdo contigo!!!Ahora mismo como adulta que soy no lloro delante de cualquiera,ni muestro mis sentimientos ante todo el mundo.Simplemente lo hago ante aquellos que tienen mi confianza,una de ellas mi madre que siempre estuvo ahí,está cuando la necesito y estará.
    Nunca he entendido a loa que minimizan los problemas de los niños,cada edad tiene sus problemas a su medida y lo que ahora nos puede parecer una tontería hace años se nos hacía cuesta arriba!!!
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo tampoco, por que habrían de hacerlo nuestros pequeños. Los problemas de nuestros hijos, sus frustraciones y berrinches son muy importantes !! Un beso!

      Eliminar
  5. Claro que merecen todisimo nuestro respeto! Mas de acuerdo imposible. Y como dice Bere, uno no se desahoga con cualquiera sino con los que mas ama verdad? Y yo creo que ese llanto que muchos consideran caprichos para contigo habla muy bien de la relacion que tienen...De lo que Sara sabe que va a obtener de vos con ese llanto... Para mi lo triste es un niño que no llora porque sabe que no va a conseguir nada haciendolo :( Vos me entendes. Me encanto leerte como siempre ! *Siempre te leo amiga, solo que la mayoria de las veces lo hago de la BB y no se porque en tu blog y alguno mas no me deja comentar :( Te quiero♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo lo sé Bren!!! Un abrazote inmenso para ti y tus princesas!! ;)

      Eliminar
  6. Yo lo veo y lo siento igual que tú. No creo que su llanto y su frustración sean caprichos, y siento que tengo que apoyarle y darle mas cariño en esos momentos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que no hacerlo sería como ver a tu mamá o a tu mejor amigo desesperado llorando e ignorarlo, creo que no seríamos capaces de eso, cierto? Pero con un niño parece que a nadie le parece grave el tema. Gracias por pasarte por acá.

      Eliminar
  7. La verdad a mí también me "vale" un poco que me digan que engrió mucho a mi pequeñín. Cuando reniega porque quiere estar conmigo es porque he salido y quiere que compartamos juntos, que juegue con él, lo abrace. Y a mí me encanta hacerlo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy cierto. Yo también amo abrazarla y llenarla de besos cuando llego del trabajo. Un abrazo.

      Eliminar

Para mi es muy importante saber tu opinión acerca de este post. Por eso, no seas tímido, comenta!! :D

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Yo